martes, 26 de noviembre de 2019

noviembre 26, 2019
La presidenta interina de Bolivia, Jeanine Áñez, sostuvo ayer que le “pide a dios” que termine la tortura en Venezuela, porque los venezolanos “merecen” vivir en democracia, y reiteró que vale la pena luchar por ello.

“Hola Venezuela, soy Jeanine Áñez, y quiero enviar toda mi solidaridad al diputado Juan Requesens, y a toda su familia. Pido a dios que toda esta tortura de Venezuela ya se termine, pido a dios que ilumine, y sobretodo que dé mucha fortaleza a todos los venezolanos, porque merecen mejores días, merecen vivir en libertad, merecen vivir en democracia, y vale la pena luchar por ello”, expresó Áñez en un video compartido en Twitter por el parlamentario Tomás Guanipa.